TABLET O CELULAR? ELIGE LO MEJOR PARA TI

Aquellos que les gustan los juegos en dispositivos móviles siempre quieren tener la mejor experiencia posible en un juego. Es por eso que muchos terminan teniendo dudas de qué tipo de dispositivo utilizar. En este caso en particular, ¿cuál sería la mejor opción? ¿Teléfono o tableta?

Bueno, vamos a dilucidar esto de la mejor manera posible, mostrando las características de cada uno de ellos, que en realidad sería más adecuado para este uso.

 

Tableta y sus características más básicas

 

Es cierto que las tabletas no son en absoluto prácticas debido a su tamaño, pero también es cierto que las lecturas pueden aportar una gran experiencia al jugador, ya que su enorme pantalla proporciona una inmersión muy grande en el universo del juego.

De 7 a 10 pulgadas de tamaño más o menos, las pantallas de tabletas, además de ser geniales para jugar, visualmente hablando, siguen siendo excelentes medios para leer un libro o incluso hacer obras de varios tipos.

Dependiendo del uso, la batería de estos dispositivos puede tener casi la misma duración que un teléfono considerado normal. A veces, las tabletas se pueden conectar a cargadores portátiles, lo que permite su uso durante más tiempo.

A través del uso de Wi-Fi, también puede acceder a Internet de su dispositivo, y para aquellos que aprecian una conexión de 24 horas, tenemos tabletas 4G. Para algunos modelos disponibles en el mercado, existe la posibilidad de conectar un chip, y a través de él, hacer uso de la web.

Oh, ¿y sabías que incluso hay algunos modelos de tabletas que se pueden usar para hacer llamadas? En este caso, un chip normal es suficiente, que esta función es perfectamente posible.

 

Teléfono móvil y sus características básicas

 

Los teléfonos móviles tienen prácticamente las mismas funciones que una tableta ordinaria, con la diferencia de que tienen pantallas más pequeñas, alrededor de 5 pulgadas en promedio. Y es precisamente por su tamaño que son mucho más prácticos que una tableta, y se pueden llevar a cualquier lugar.

Y, dentro de los propios teléfonos, hay tipos aún más específicos que permiten funciones aún más variadas, como los teléfonos inteligentes, por ejemplo. Más avanzados que la mayoría de los teléfonos, tienen varias características, como acceder a correos electrónicos, descargar documentos y (por supuesto) jugar.

Sin embargo, al igual que con la tableta, también debe haber una configuración especial para hacer uso de estas funciones.